PRINCIPIOS DE LA INTEGRACIÓN ESCOLAR   

 

 

 

PRINCIPIOS DE LA INTEGRACIÓN ESCOLAR

 
Índice LOE

 

 

PRINCIPIOS DE LA INTEGRACION ESCOLAR.

Para J.W.Birch, la integración escolar -"Mainstreaming"- es la unificación de la educación ordinaria y la especial, ofreciendo una serie de servicios a todos los niños en base a las necesidades individuales de aprendizaje. El "mainstreaming" se basa en el principio de que todos los alumnos con deficiencias han de comenzar su educación en la clase maternal y escuela infantil común, si bien con ayudas educativas especiales, y han de continuar en  el sistema educativo ordinario, acudiendo a clases o escuelas especiales sólo cuando sea estrictamente necesario. El sistema educativo ha de ofrecer diversas modalidades de integración, a fín de que cada alumno con necesidades educativas especiales pueda pasar de una modalidad a otra más integradora. Por tanto, la situación escolar de todo alumno con necesidades educativas especiales ha de ser
revisada periódicamente y valorada por el centro y el equipo psicopedagógico,
con consulta a los padres, de modo que al final de cada curso, al menos, exista
la correspondiente evaluación y orientación hacia la modalidad educativa más
apropiada durante el curso siguiente.

La escolarización del alumno con necesidades educativas especiales en
el sistema educativo común supone un desafío a la escuela ordinaria, a su
estructura y funcionamiento. Exige, asímismo, disponer de recursos variados, de
carácter personal, material y de organización.

Los principios relacionados con la integración escolar son los
siguientes:

1) La integración se deriva de la aplicación del principio de Normalización. Se entiende por normalización la introducción en la vida diaria de la persona con deficiencias de unas pautas y condiciones lo más parecidas posible a las consideradas como habituales en la sociedad. Normalizar no es pretender convertir en normal a una persona con deficiencias, sino reconocerle los mismos derechos fundamentales que los demás ciudadanos del mismo país y de la misma edad. El principio de Normalización, como organización de los servicios
sociales, educativos, etc., presenta tres dimensiones fundamentales:(14)

a- En relación al individuo con hándicaps, actuar de acuerdo con el principio de normalización implicaría plantearle los objetivos educativos más ordinarios y normales posibles desde el sistema educativo.
b- En relación a la organización del entorno de las personas con hándicaps, operar de acuerdo con el principio de normalización implicaría modificar y adecuar este entorno para hacerlo tan similar como sea posible al entorno normal del que disfrutan las personas sin hándicaps.
c- Las implicaciones del concepto de normalización sobre las actitudes sociales y culturales hacia el individuo con hándicaps consisten en cambios en la valoración social y cultural de estas personas y, paralelamente, en la mejora del prestigio y
valoración de los servicios específicos que estas personas necesitan -así como de los profesionales que los proveen- de acuerdo con los estándars normales.

Con la normalización se intenta que la persona con deficiencias lleve una vida lo más normal posible, lo que implicaría:(6)

- Mantener un ritmo normal durante la jornada, la semana y el año.
- Vivir las experiencias del ciclo vital.
- Llevar una vida normal en un mundo heterosexual.
- Disponer de un nivel económico normal.
- Disfrutar de unas condiciones de vida normales.
- Recibir un trato normalmente respetuoso.

2) La aplicación del criterio normalizador a la integración social de los sujetos minusválidos, supone también el principio de Racionalización y Sectorización de Servicios, de forma que éstos reciban las atenciones que precisen dentro de su medio ambiente natural. Así es como lo define el Plan Nacional de Educación Especial (1978), que entiende por sector la unidad geográfica y de población en la que se considera posible, de manera adecuada y eficaz, evaluar las necesidades, programar los servicios, coordinar las competencias, prestar las atenciones requeridas y estar sujetos a los oportunos controles de calidad. Un concepto subyacente al principio de sectorización es el de la interdisciplinariedad, pues la complejidad de funciones que inciden en el sector, lógicamente conlleva una pluralidad de profesiones.

3) Otro principio derivado de la normalización e integración es el de No exclusividad en la utilización de los servicios de apoyo, que permite diversificar y extender los servicios que se destinan a todo alumno que precise una ayuda específica en alguna etapa de su aprendizaje, sea deficiente o no.

4) Por último, el principio de Individualización de la enseñanza como
expresión de la necesidad de adaptar la respuesta educativa a las necesidades
individuales de cada alumno.

Los presupuestos prácticos que animan la doctrina de la integración
escolar se pueden resumir en los siguientes:(2)

- El lugar natural de un niño disminuido está en la escuela ordinaria,
que constituye para él su mejor entorno.
- La incorporación de los niños disminuidos a las clases regulares
presupone el proporcionar les la educación diferenciada que precisen.
- El proceso de integración debe ser gradual y dinámico desde la más
temprana edad hasta terminar la educación general, profesional, media,
universitaria, dentro de una concepción de educación permanente.
- La distinción entre niños normales y disminuidos debe superarse; en
el aula existen alumnos diferentes con problemas de aprendizaje que varían en
grado y especificidad.
- La coordinación a nivel organizativo y funcional entre los
profesionales de educación especial y los profesores de régimen ordinario es
imprescindible. Los profesores de apoyo deben considerarse, a todos los efectos,
integrados en la programación de la enseñanza de toda la escuela y formando
parte del centro escolar.
- Es esencial en el proceso de integración escolar la participación de
la familia y de la comunidad.

Debe quedar claro que la integración no es un fin en sí misma, es
decir, el objetivo no es que todos los alumnos estén juntos en la escuela
ordinaria, sino que el objetivo es la educación de los alumnos con necesidades
educativas especiales. Esta diferencia no es tan nimia, sino que implica que es
el sistema educativo en su conjunto el que debe responsabilizarse de dar una
respuesta a esos alumnos y no una parte de dicho sistema (la Educación Especial)
la que se traslada junto a los alumnos hacia los centros ordinarios.
 

Bibliografía

Más Artículos:

EL CENTRO ESPECÍFICO DE EDUCACIÓN ESPECIAL

EL AULA DE EDUCACIÓN ESPECIAL

INTEGRACIÓN EN LA ESCUELA ORDINARIA

CLASES Y NIVELES DE LA INTEGRACIÓN ESCOLAR

CRITERIOS DE ESCOLARIZACIÓN

 

ORIENTACIONES
Celos
Disciplina
Hiperactividad
Acoso Escolar
Enuresis
Tartamudez

Miedos

Deberes

Comidas

Habilidades Sociales

Autocontrol

Abuso Sexual

Adicción Internet

Autonomía

Disciplina Positiva

Autoestima

Valores

Errores de Lectoescritura

Inteligencia Emocional

Memoria

Estimulación del Lenguaje

Situación Crítica

Libros Educativos

Timidez

Reflexiones educativas

Adolescencia

Grafomotricidad

Aprendizaje Cooperativo

Divorcio

Estrategias de colaboración

Ortografía

Prevención consumo de drogas

Dislexia

Resolución de Conflictos

Madurez lectora

Autoinstrucciones

Límites

Mal comportamiento

Trastornos del sueño

Aprendizaje en casa

Escritura

Autoaprendizaje

Control Esfínteres Diurno

ARTÍCULOS

Evaluación

Desarrollo etapa Infantil

Desarrollo etapa Primaria
Etapa de Educación Primaria
Desarrollo etapa Secundaria
Desarrollo Cognitivo
Desarrollo del Lenguaje

Desarrollo Personal y Social

Desarrollo Motor

Prevención

Intervención

Alumnos Ciegos y Ambliopes

Educación Especial

Organización Ed. Especial

Acneaes

Recursos Educativos On-Line