psicologoescolar.com

 

 

 

Orientaciones sobre Déficit de Atención-Hiperactividad: ENSEÑAR A LOS NIÑOS A MANTENER LA ATENCIÓN: LA TÉCNICA 'NEC'

 

 

La falta o déficit de atención no se solucionan con medicamentos, aunque éstos sean necesarios para muchos niños con problemas atencionales graves. Aquí las anfetaminas (Rubifén, Concerta...) serían como muletas para el que tiene dificultades para caminar, es decir, una ayuda.

 

La mejora de la atención sólo puede venir del entrenamiento en atención y de las estrategias que podamos enseñarle al niño para enfocar y concentrarse.

La enseñanza de tales estrategias por parte de padres y educadores es de gran importancia porque dotamos al niño de instrumentos eficaces para su autocontrol. Ron Taffel y Melinda Blau exponen en "Cómo educar niños más listos, sanos y felices" la técnica que denominan NEC: Notarlo, Expresarlo, Cambiar de Estrategia.

1- Notarlo:

El objetivo es que el niño se dé cuenta que está perdiendo la atención, que está comenzando a despistarse. Los padres y/o maestros pueden ayudarle a descubrir esas señales (bostezos, inquietud, ensoñación, mirada perdida...) haciéndoles ver lo que les está ocurriendo. Por ejemplo: 'parece que has perdido la concentración. Haz un descanso antes de seguir con los deberes'.

2- Expresarlo:

El objetivo es que el niño se capaz de decir con palabras lo que le pasa. Para ello no se debe criticar ni regañarle por sus problemas de atención, sino hacerle ver que son cosas que más o menos a todos nos pasan.

En este punto hay que enseñar al niño frases con las que pueda expresar lo que le está ocurriendo: "Ya estoy pensando en otra cosa", "Ya me canso, no puedo concentrarme", "Me he 'perdido' ".

3-Cambiar de estrategia:

Una vez notada y expresada la pérdida de atención, enfoque o concentración, lo importante es ser capaz de recuperar dicha atención, para lo que conviene cambiar de estrategia.

Los adultos podemos enseñar algunas de esas estrategias para retomar la atención:

     -Ir un poco más despacio

     -Cambiar de lugar, por ejemplo, otra habitación (u otro lugar en la clase)

     -Dividir la tarea en partes o fragmentos (por ejemplo, hacer 12 ejercicios en 2 ó 3 tandas.

     -Establecer prioridades. Hacerle ver qué es lo más importante de una tarea  para que empiece a realizar dicha parte.

    

BIBLIOGRAFÍA
TAFFEL, RON y BLAU, MELINDA

 

Cómo educar niños más listos, sanos y felices: Las 10 habilidades que marcan la diferencia.

CONTENIDO

 

COMPRAR


 

¿Algún enlace no funciona? Escriba a enlace@psicologoescolar.com indicando la dirección de la página (por ejemplo: http://www.psicologoescolar.com/MATERIALES/memoria.htm) y la palabra que lleva al enlace roto y lo sustituiremos. Gracias.


 

 

  OFERTA 2x1

 
    COMPRAR